que antiparasitos poner a mi perro

¿Qué tipo de antiparasitario ponerle a mi perro?

Érase una vez una garrapata, un mosquito y una pulga que buscaban desesperadamente un lugar dónde alojarse… en mi perro NO!

 Así empezamos todas las primaveras. Y es que tenemos la mala costumbre de acordarnos de los parásitos tan sólo en esta época del año.

Tenemos que diferenciar los dos tipos de parásitos que pueden afectar a nuestras mascotas. Están los parásitos internos y los externos.

IMPORTANTISIMO que los parásitos internos los tratemos durante todo el año.

Normalmente, todos los laboratorios elaboran productos que hay que aplicar, en función del peso de nuestro perro, cada tres meses.

No vamos a entrar a valorar unas marcas u otras, pero sí resaltar que es importante el grado de acción que cada una de éstas ejerza en el estómago de nuestra mascota.

Hay las que sólo atacan a los parásitos en su fase adulta, algunos atacan también la fase larvaria, les hay muy completos y pueden con la temida filariosis (vulgarmente llamado el gusano del corazón), etc, etc.

Aquí me gustaría destacar un dato importante. Todos los antiparasitarios internos, tienen una función de arrastre y no preventiva durante 3 meses. Es decir, que eliminan inmediatamente el parásito, pero su acción no perdura. Por lo que si nuestro perro o gato, se come un conejo, un pájaro… no dudéis en volver a aplicar la dosis recomendada a pesar de no haber transcurrido el tiempo que nos aconseja el laboratorio.

Dejaros asesorar por vuestro veterinario. Él sabrá aconsejaros el mejor para vuestro amigo.

Las garrapatas aparecen en primavera. Igualmente los mosquitos y las tan indeseadas pulgas. - piopialo

Powered by Vcgs-Toolbox

El tratamiento para este tipo de parásito externo, lo tenemos en varios formatos. Los más extendidos son en spray, en collar y en pipeta.

La aplicación para cada uno es distinta:

El “spray” lo tendremos que aplicar mínimo, una vez al mes. Obviamente, si al poco de echárselo, nuestro perro se pega un baño en el río… deberemos volver a aplicarlo. Lo ideal es ponernos un guante y pulverizar a contrapelo ayudándonos de la mano, para que penetre bien entre el pelo de nuestro amigo.

Estos líquidos son muy eficaces y en el caso de que el perro tenga algún parásito, su muerte es fulminante. También lo podemos aplicar en su cuna, en la alfombra…

Si tomamos la opción del collar, aquí podríamos extendernos mucho, dado la cantidad de marcas que hay en el mercado.

Desde que ponemos el collar, hasta que empieza a hacer efecto, podemos estar hablando de unos 2-3 días. Hay un par de collares que tienen muy buenos resultados y su duración es de 6 y 8 meses.

Es cómodo y podemos despreocuparnos durante todo este tiempo. Pero corremos el riesgo de que si nuestro perro es muy juguetón, quizá lo pierda u otro perro jugando se lo arranque.

adiestramiento online   Por cierto, ¿todavía no conoces Mascotas Urbanas? Deberías echarle un vistazo ya. Es nuestra Academia Canina Online y la estamos liando parda dentro  😉

 

La pipeta antiparasitaria, es un método muy cómodo, eficaz si tan sólo seguimos correctamente los pasos para ponerlas.

Es muy aconsejable, no bañar al perro ni 3-4 días antes de su aplicación y tampoco los 3-4 días después de haberla aplicado.

Su duración, normalmente es de 30-40 días. Coloquialmente hablando, la pipeta lo que hace es “envenenar” la piel del perro y así el parásito podrá subirse, pero se llevará una gran sorpresa si intenta picar a nuestro perro.

Hoy en día, hay pipetas que tienen un efecto repelente y hace que el parásito, ni siquiera se suba a nuestra mascota.

Siempre, siempre, preguntad a vuestro veterinario o tienda especializada y que os aconseje. Tened en cuenta que alguno de estos productos puede dar alergia a nuestra mascota. Al primer síntoma de jadeos, babas, irritación en la piel… acudid al veterinario enseguida, él sabrá que hacer y por supuesto, interrumpir el tratamiento. Si es collar, se lo quitamos inmediatamente, si es spray, le damos un baño y si es pipeta  se lo haremos saber a nuestro veterinario.

Tened en cuenta, que al haber tantísimas marcas en el mercado, no todos los collares, las pipetas o los sprays tienen el mismo campo de acción, ni son iguales.

Sobre todo, hay que adquirirlos en centros especializados y no dejarnos engañar por la oferta de la pipeta que está colocada junto con las toallas de baño.

Se obtiene lo que se paga, y es muy común oír eso de… ¡¡¡¡le he puesto un collar y le he quitado 3 garrapatas!!!! Claro… imagínate lo que podría ser tu perro sin ese collar puesto, en lugar de 3 tendría 50. Pero con un “buen” collar, quizá no tendría ni esas 3.

También os aconsejo, que en épocas muy conflictivas de parásitos externos, como julio y agosto que es cuando más calor hace, quizá podamos combinar dos tipos de antiparasitarios. Collar con pipeta… Pipeta con spray… Collar y spray… Toda precaución es poca.

Así que ya sabéis, que este año el cuento acabe en… Érase una vez una garrapata, un mosquito y una pulga que buscaban desesperadamente un lugar dónde alojarse… en mi perro NO!

También puedes escuchar nuestro Podcast de la Academia Canina Online Mascotas Urbanas

Si te ha gustado... ¡Valora este post!


[Total:2    Promedio:5/5]

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Shares
Share This